¿Qué opinan los expertos en ciberseguridad sobre las amenazas a dispositivos móviles?

Ciberataques a dispositivos móviles sigue siendo un peligro a pesar de una reducción en los ataques

Aunque hubo una reducción en los ataques a dispositivos móviles en 2021, la realidad es que los usuarios no se deben confiar y deben optar por más seguridad

Datos de la compañía de ciberseguridad Kaspersky revelaron que en 2021 detectaron más de 95 mil nuevos troyanos en bancas móviles. Además, la proporción de troyanos o malware capaces de ejecutar comandos a distancia se duplicó alcanzando la cifra de 8,8%.

A pesar del ligero aumento, los analistas de Kaspersky informaron que la tendencia de amenazas a dispositivos móviles va a la baja. En 2021 alcanzó los 46 millones, la cifra contrasta con la publicada en 2020 cuando superó los 63 millones de ciberataques.

Tatyana Shishkova, investigadora de seguridad en Kaspersky, detalló que los ciberataques a móviles se redujeron en general, pero las amenazas siguen latentes. "Los ciberdelincuentes tienden a enmascarar aplicaciones maliciosas bajo la apariencia de aplicaciones oficiales, incluso apps de bancas móviles", explicó.

De acuerdo con los especialistas en ciberseguridad, el contraste entre ambas cifras se debe principalmente a la pandemia por Covid-19. Cuando inició el confinamiento (2020) la fuerza de trabajo tuvo que adaptarse al trabajo a distancia provocando un mayor uso de aplicaciones de videoconferencia y entretenimiento en sus dispositivos.

Sin embargo, en el año 2021, la situación de amenazas encontró una estabilidad y la actividad cibercriminal disminuyó como resultado. Aún así, los expertos explicaron que es demasiado pronto para relajarse y bajar la guardia sería un error.

En 2021, se detectaron 3,5 millones de paquetes de instalación maliciosos, ello provocó 46,2 millones de ataques en todo el mundo. A su vez, el 80% de los ciberataques fueron llevados a cabo por malware en lugar de adware (software que muestra anuncios de forma intrusiva) o RiskTools (programas maliciosos con funciones ocultas en la pantalla).

Asimismo, disminuyó el número de ataques con troyanos bancarios, programas diseñados para robar las credenciales bancarias de los usuarios a fin de explotarlas y drenar las cuentas bancarias de las víctimas. Por ejemplo, en 2021 hubo 2 millones 357 mil amenazas; 600 mil menos en comparación a 2020 cuando los atacantes utilizaron activamente troyanos bancarios.

Uno de los troyanos bancarios más utilizados son las Fakecalls, que son capaces de mandar llamadas cada vez que los usuarios intentan ponerse en contacto con el banco. Después reemplazan las grabaciones de audio con respuestas preparadas del operador a fin de engañar a los empleados bancarios y obtener información confidencial.

Otro troyano bancario muy utilizado es el Sova, capaz de robar las cookies de los usuarios obteniendo así el acceso a cuentas personales de bancas móviles. Todo sin tener conocimiento o información clave de las víctimas, por ejemplo, inicio de sesión o contraseña.

Derivado de esta situación, los expertos en ciberseguridad recomiendan descargar aplicaciones de tiendas oficiales en iOS y Android. También verificar los permisos de las aplicaciones al momento de usarlas y pensar detenidamente antes de permitir el acceso a una aplicación, principalmente si se trata de una app financiera o bancaria.

Además, es importante mantener el teléfono inteligente actualizado con la versión de sistema operativo más reciente disponible. Estos consejos junto con una solución de seguridad confiable, podría marcar la diferencia al momento de proteger adecuadamente un dispositivo móvil.

Si bien, la tendencia está a la baja en amenazas a los dispositivos móviles, en Kaspersky recomiendan no confiarse y ser más cuidadoso a la hora de abrir o descargar una aplicación. Mantenerse cauteloso y cuidadoso en Internet puede reducir las probabilidades de ser víctima de un ciberataque y perder información valiosa o ser afectado financieramente.