Comercio electrónico resulta herramienta fundamental para reactivar negocios

Minoristas en China han empleado transmisiones en línea para capacitar e incentivar la reactivación de su producción local

El comercio electrónico se ha vuelto herramienta fundamental para reactivación económica de minoristas que han sufrido por las restricciones por Covid-19

De acuerdo con la Asociación Mexicana de Venta Online (AMVO), las repercusiones de la emergencia sanitaria por la pandemia de Covid-19 han modificado el ámbito del comercio electrónico, tanto en el impacto al consumidor como en las prácticas de los productores de este comercio a nivel mundial.

Un enfoque poco común sobre la transformación digital y la mudanza a la red en materia de ventas, es la formación y capacitación para implementar maneras de reactivar comercios, generar nuevas vías de distribución, así como la implementación de nuevas tecnologías con objeto de aprovechar el distanciamiento social. Según los especialistas del Foro Económico Mundial (WEF), la enseñanza online, a partir de un entorno estructurado y propicio para negocios y marketing se ha convertido en un factor predominante en materia de ventas, al grado de reactivar y fomentar comercios emergentes.

Al constituirse como el epicentro de la pandemia, China ha experimentado un levantamiento progresivo de restricciones con respecto a la emergencia sanitaria. Durante la primera semana de mayo, la agencia Xinhua informó sobre clases de comercio electrónico enfocadas a productores agrícolas y practicantes de ventas en línea locales, impartidas a través de transmisiones en vivo a cargo de profesionales que trabajan en Zhejiang y el este de China.

El enfoque de las transmisiones consiste en brindar todas las herramientas posibles para que operen diversos agricultores, en especial los productores de nísperos, dada la temporada de cosecha, con el objetivo de reactivar su economía local y permitir la proliferación de minoristas con necesidades de comerciar luego del periodo de restricciones.

Con respecto a la participación de los mayores postores del boom en el mercado electrónico, la Bloomberg declaró que las prácticas de empresas como Amazon permiten el crecimiento de competidores sólo en casos muy específicos, donde las regulaciones y restricciones obligan a los consumidores y practicantes del comercio electrónico a buscar alternativas debido a la escasez de productos, como en el caso actual de la emergencia sanitaria.

Según los especialistas algunas comercializadoras en línea han incrementado sus ventas de manera considerable, como la distribuidora canadiense Shopify, cuya demanda aumentó 46% durante el primer cuarto de 2020, y la plataforma multinacional Best Buy Co, con un aumento de 275% en su demanda.

Asimismo, algunos minoristas que no emplean las plataformas centralizadas de comercio electrónico han aumentado sus ventas durante el periodo de cuarentena y distanciamiento social, sobretodo en alimentos y bienes no esenciales como muebles y electrónicos. Pese a que la iniciativa de consumir con estos minoristas parte de un desabastecimiento, restricciones de distribución y escasez en general, la labor de la comunidad para apoyar esta clase de comercio electrónico local ha sido un factor importante para facilitar vías de distribución y apoyar a su reactivación.