Tres beneficios de la inteligencia artificial en una estrategia de eCommerce

Escalabilidad, mejora gradual y ahorro son las beneficios más importantes de la IA en los negocios

Ante el crecimiento del comercio electrónico durante la pandemia, crece el uso de la Inteligencia Artificial en las estrategias de empresas de todo tamaño

Durante el año 2020 se aceleró una tendencia de compra que ya estaba en crecimiento, el e-commerce. Según datos de la AMVO (Asociación Mexicana de Venta Online), durante este periodo, el comercio electrónico creció un 81% en comparación con el 2019 en México. Esta situación hizo que las empresas invirtieran en tecnologías de inteligencia artificial, las cuales permiten personalización y agilidad en la experiencia de compra de los clientes e incrementar el potencial de ventas de sus plataformas.

Sobre ello, Julio Farías, director comercial de Zerviz, empresa en soluciones omnicanal, comentó para NotiPress: "con el comercio electrónico en auge, las empresas tienen que apuntar a la inclusión de tecnología práctica como la Inteligencia Artificial (IA) en sus estrategias de venta online". No obstante, es necesario conocer algunos de sus beneficios tangibles en el e-commerce.

El primero de estos beneficios es la capacidad de aprendizaje y mejora gradual que permiten los algoritmo de IA. Si bien no son herramientas poderosas y sujetas a errores de programación e interpretación de datos, estas pueden entrenarse con ayuda de intervención humana puntual. Ello, con miras a evitar errores de transcripción y resumen que puedan traducirse en un resultado comercial negativo. Eventualmente, una IA debe funcionar en tiempo real y ser precisa con sus evaluaciones de forma automática.

Por otra parte, destaca la capacidad de un producto de IA para comprender sus propios objetivo y medir su beneficio comercial. De esta manera, las empresas pueden prever de forma precisa el retorno sobre la inversión según los minutos de trabajo humano que la herramienta contribuye a ahorrar.

Finalmente, Farías destacó el hecho de que la IA se ha convertido en una herramienta accesible e implementable en cualquier tipo de empresa, independientemente de su rubro. En este sentido, soluciones como Agent Assist y Virtual Assistant de empresas como Five9, parte de Google Cloud Platform, se adaptan a negocios de cualquier tamaño. Si bien las organizaciones grandes pueden contratar ingenieros y científicos de datos especializados en entrenar modelos y analizar datos, existen soluciones escalables que no requieren dicho expertise.

En pocas palabras, una "IA práctica significa: sin exageraciones, con resultados comerciales tangibles y precisos para empresas de cualquier tamaño o escala", finalizó Farías. Más allá de las palabras y conceptos de moda, la IA es una herramienta cada vez más accesible y presente en las estrategias de eCommerce de las empresas, sin importar su tamaño. Estas se enfocan en resolver problemas como el reducir el tiempo dedicado al trabajo y mejorar la utilización de recursos por medio de la automatización, lo que puede producir un retorno de la inversión tangible de inmediato.