"Si no tienen síntomas, hay que llevarlos a la escuela", insiste AMLO sobre clases

AMLO asegura hay protocolos eficientes para el regreso a clases

López Obrador afirmó no hay imposición pero es seguro el regreso a clases para todos, siendo responsabilidad de los padres observar que no haya síntomas

Durante la conferencia matutina del 19 de enero de 2022 el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) tomó postura frente al polémico regreso a clases. A su vez, desmintió lo dicho por el diario Publimetro, que asegura, 5 millones de alumnos han abandonado las clases presenciales durante la nueva ola. Por otra parte, mencionó que son más de 187 mil escuelas abiertas e invitó a tener cuidados ante la obligación de asistir a los planteles cuando no se presenten síntomas.

Remarcó, las escuelas tienen un protocolo para la prevención de contagio y AMLO compartió su deseo de que se siga participando en las clases presenciales. Entre risas, celebró que la Universidad Nacional Autónoma de Mexico haya dado a conocer ya analiza si conviene el regreso a clases presenciales, afirmando "ya es un avance". Comparó estas acciones con las del Colegio Militar, donde desde el inicio de la pandemia no hubo planteles cerrados y todo continuó con normalidad implementando las medidas de seguridad.

AMLO sentenció "son los opositores quienes no quieren volver a clases presenciales", ante lo cual planteó el atraso al país y daño a los niños que esto representaría al estar "sometidos a los aparatos electrónicos". Pues aseguró estos tienen contenidos tóxicos y promotores de la violencia, sumando a esto los futuros problemas de salud al estar sentados e inactivos. Además mencionó la importancia de la convivencia y la educación, pues dijo la educación también se adquiere a partir de la convivencia con otros alumnos y amigos. Aseguró, la escuela también es un lugar de apoyo y solidaridad para los niños quienes tienen problemas en sus casas y se refugian con otros alumnos, amigos y profesores. Consideró que esta comunicación no es sustituible a partir y a través de los aparatos electrónicos.

Sin embargo, compartió el gobierno ha sido muy respetuoso y sin imposiciones respecto a este tema, persuadiendo a través de argumentos para que los alumnos asistan a las aulas. Hizo además hincapié en que los niños y adolescentes no han tenido problemas mayores de salud y el personal de las escuelas cuenta con un sistema bastante eficaz. No obstante, dejó esta responsabilidad a los padres, quienes dijo deben vigilar los menores no tengan síntomas, y en caso de no presentarlos, llevarlos a clases.