Cuáles fueron los factores de la peor caída trimestral en México

 04-05-2020
Ali Figueroa

 

   

 

De acuerdo con los analistas de Thomson Reuters, empresa de información con sede en Toronto, Canadá, la actividad productiva en México ha tenido un desempeño deficiente con respecto a la industria y servicios, por lo que registró su mayor caída del primer trimestre en 11 años; no obstante, según las cifras preliminares, este desempeño tiene antecedentes que aún no resienten de lleno las repercusiones de COVID-19, y muestran posibilidades de una recuperación acelerada.

El Producto Interno Bruto (PIB) se redujo un 1.6% entre enero y marzo, según las cifras preliminares del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Con respecto al trimestre precedente, en las actividades agropecuarias, el PIB aumentó 0.5%; por su parte, en sector servicios y actividades industriales, disminuyó 1.4%.

Pese a que la información y pronóstico se encuentran en el reporte preliminar, aún queda por realizarse la reiteración oficial de los datos definitivos, planeada para el 26 de mayo; si se confirman los porcentajes de contracción en el reporte definitivo, se consolidaría como la mayor cifra trimestral registrada de contracción económica desde el 2009.

Aunado a la crisis de la pandemia de COVID-19, se encuentra el factor económico de los problemas derivados del petróleo y el desplome en los precios del crudo. Las refinerías a lo largo del Golfo de México y diversas regiones de Estados Unidos han reducido drásticamente su procesamiento de crudo, debido a la escasa demanda y falta de medidas para continuar con su almacenamiento.

En el caso de México, Moody's Investors Services y Thomson Reuters coinciden en que Pemex se ha vuelto una oportunidad de inversión y acceso a créditos. Sin embargo, según los datos de estas empresas, la gestión del presidente Andrés Manuel López Obrador y sus políticas de empresas favorecen un factor de soberanía que no refleja las preocupaciones de estas empresas; por el contrario, son descartadas por asociarse con un asunto de élites y antagonismo social.

Por este motivo, inversionistas y especialistas del sector privado resaltan la necesidad de cooperación por parte del gobierno, así como una mejora de las condiciones para lidiar con los efectos económicos del COVID-19 anticipados por Thomson Reuters para el segundo trimestre de 2020.

Gabriel Yorio, subsecretario de Hacienda y Crédito Público, declaró que la recuperación de la economía mexicana depende de la integración de cadena de suministros con Estados Unidos y Canadá. Asimismo, aseguró que, dadas las condiciones, una recuperación pronunciada es posible si el gobierno implementa medidas para reforzar el consumo de todos sectores, así como propiciar la creación de empleos al concluir el periodo de cuarentena.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS

 

-