El FMI congela su relación con Argentina y suspende préstamo

 27-09-2019
Camila González

 

   

 

La economía argentina se encuentra en estado de alarma. El Fondo Monetario Internacional anunció que sus relaciones con el país suramericano están suspendidas hasta nuevo aviso y no le hará entrega de los 5.400 millones de dólares (mdd) del mes de septiembre correspondientes al préstamo financiero que tienen vigente.

Según David Lipton, segunda cabeza del FMI, la relación financiera con Argentina puede tener que esperar un tiempo, "la situación del país es ahora mismo, extremadamente compleja".

El FMI pactó con el gobierno argentino, en 2018, que la entidad le haría un préstamo de 56.100 mdd para lograr solventar su crisis. Se trataba del más grande préstamo de toda la historia del organismo internacional.

Sin embargo, la situación política que desencadenó el triunfo en elecciones primarias del peronista Alberto Fernández, el 11 de agosto pasado, tambaleó el poder y la autonomía del presidente Mauricio Macri. Todo este escenario político dejó en suspenso la economía argentina hasta las próximas elecciones del 27 de octubre.

Dicho anuncio de congelamiento de relaciones por parte del FMI, se dio el día en que el órgano financiero global confirmó a su nueva directora gerente, originaria de Bulgaria: Kristalina Georgieva. La exfuncionaria del Banco Mundial constituye la primera persona proveniente de un país emergente en ocupar este importante cargo.

Christine Lagarde, francesa y primera mujer directora del organismo, había demostrado ser aliada de las causas argentinas, pero ya no se encuentra al mando del FMI y recientemente se posesionará en su nuevo cargo como cabeza del Banco Central Europeo (BCE).

Mientras tanto, Hernán Lacunza, ministro de Hacienda de Argentina, y Guido Sandleris, presidente del Banco Central, se encuentran en Washington sosteniendo conversaciones y una ardua búsqueda de acuerdos con los altos directivos del FMI, hasta ahora sin mayores resultados.

Lipton ha señalado que: "Argentina ha vivido un shock debido a los resultados políticos de las primarias. En ese contexto, su gobierno ha tenido que tomar algunas medidas muy fuertes para tratar de calmar las cosas, y siguen trabajando en ello. Nuestro trabajo en ese contexto consiste en ayudarlos a atravesar este período y darles consejos, y en buscar también una eventual reanudación de la relación".

Continúa la turbulencia en la historia económica argentina. El congelamiento de las relaciones por parte del FMI, y la suspensión del préstamo pactado en 2018, marcan sin duda un hito y ponen en serios aprietos a la democracia suramericana, en medio de la incertidumbre del panorama electoral que se le avecina.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS

 

-