Venezuela rechaza informe de la ONU, acusa que está “plagado de falsedades”

 16-09-2020
Patricia Manero

 

   

 

El gobierno de Venezuela, a cargo de Nicolás Maduro, rechazó el 16 de septiembre el informe realizado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que acusa al actual gobierno de crímenes de lesa humanidad. En este sentido, Jorge Arreaza, ministro de Exteriores del país refirió, el documento está "plagado de falsedades".

A través de su cuenta oficial de Twitter, Arreaza manifestó su inconformidad con las resoluciones de la ONU. El ministro alegó, el documento carece de rigor metodológico y veracidad; asimismo, afirmó que dicho informe fue elaborado a distancia por una "misión dirigida contra Venezuela y controlada por gobiernos subordinados de Washington".

De igual manera, el ministro acusó a la ONU de querer "hacer política" con los derechos humanos y rechazó de nueva cuenta la formación de una misión de investigación por parte del organismo internacional. Recordó en un tweet, desde finales de 2019 Venezuela se negó a reconocer la intervención de la organización. "No reconocemos ningún mecanismo politizado e inquisidor, creado con fines ideológicos por países con pésimos récords en derechos humanos, para agredir a Venezuela y tratar de dañar la relación con la oficina de la Alta Comisionada".

La misión de la ONU, la cual no ha podido ingresar a Venezuela por la negativa de Maduro, publicó su primer informe sobre la situación el 16 de septiembre; en él se estudiaron alrededor de 200 casos y la resolución constata que las fuerzas de seguridad del gobierno de Nicolás Maduro son responsables de múltiples casos de ejecuciones extrajudiciales, desapariciones forzadas, torturas y detenciones arbitrarias.

Según el informe de la ONU, tanto Maduro como sus ministros de Interior y de Defensa, Néstor Luis Reverol y Vladimir Padrino, sabían sobre los crímenes que se estaban cometiendo. De igual manera, el documento plantea, estos tres políticos pudieron dar órdenes, coordinar actividades y suministrar recursos para cometer dichos abusos, investigados desde el año 2014.

Por su parte, Maduro no ha hecho declaraciones, pero a través de su cuenta de Twitter retuiteó el posicionamiento de su ministro de Exteriores, Jorge Arreaza, de rechazar el informe de la ONU, acusándolo de estar "plagado de falsedades" y ser parte de una misión de intervención por parte de Estados Unidos.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS

 

-