Hyundai ​y Aptiv se unen para lanzar en 2022 su primer coche autónomo

 24-09-2019
Camila González

 

   

 

Hyundai Motor Group anunció la firma de un acuerdo de negocios con Aptiv para iniciar el proceso de diseño y posterior fabricación de su primer modelo de conducción autónoma.

Según el comunicado oficial, liberado por el gigante surcoreano de la industria automotriz, dicho acuerdo tiene un valor aproximado de 4.000 millones de dólares (mdd), iniciará en 2020 cuando ambas compañías empiecen a hacer pruebas y calculan que para 2022 ya ofrecerán al mercado una plataforma de conducción autónoma para empresas de flotas, taxis y coches de uso particular.

Aptiv, antes llamada Delphi Corporation, es una multinacional con sede en la ciudad de Troy en Míchigan, Estados Unidos, que se dedica diseñar, modelar, ensamblar, y distribuir componentes y sistemas electrónicos y mecánicos para la industria del transporte y la automoción.

Ya se han unido varias empresas fabricantes de automóviles con proveedores especializados con el fin de desarrollar tecnologías y sistemas de manejo autónomo. Uno de esos casos es el de BMW y Daimler que, a principios de 2019, anunciaron su vínculo con esta finalidad.

Las razones de estas alianzas estratégicas no solamente tienen que ver con asuntos de experiencia y conocimiento, sino con la necesidad de compartir gastos, puesto que este tipo de proyectos requieren grandes inversiones.

Aunque Hyundai, sexto mayor fabricante de automóviles a nivel global, ya había hecho anteriormente inversiones en movilidad electrónica, no se había mostrado a la vanguardia en términos de proyectos concretos de movilidad sin conductor.

Toyota ya está llevando a cabo pruebas en sus fábricas europeas. Volvo, a su vez, unió fuerzas con las tecnologías de Uber para ofrecer próximamente al mercado y la industria su primer carro autónomo.

En búsqueda de los cerebros más expertos y experimentados, Hyundai eligió a Aptiv, puesto que es considerada la cuarta empresa con mayor trayectoria en vehículos autónomos, según los analistas de Navigant Research.

Aptiv tendrá el 50% del acuerdo y aportará lo concerniente a tecnologías, propiedad intelectual y 700 trabajadores que conocen sobre el desarrollo de estas soluciones de conducción autónoma escalable.

Esta compañía cuenta en la actualidad con más de 100 unidades autónomas en circulación en diversas industrias como una de despliegue comercial en Las Vegas y su propia flota de robotaxis que ya han acumulado más de 70.000 viajes con clientes.

Los primeros tres lugares en esta experticia los ostentan Waymo, Ford y General Motors. En dicho listado, la misma Hyundai, cuya sede principal se encuentra en la ciudad de Seocho-Gu en Seúl, ocupa un décimo lugar.