El control administrativo será uno de los mayores desafíos para pymes en 2021

 17-02-2021
Ali Figueroa

 

   

 

Crédito foto: Foto de Marc Mueller en Pexels

Crédito foto: Foto de Marc Mueller en Pexels

 

De acuerdo con especialistas de Aspel, empresa mexicana especializada en mercado de software administrativo, el reto más importante para las pequeñas y medianas empresas (pymes) es desarrollar su control administrativo. En el comunicado "Desafíos para las Pymes mexicanas en 2021", al cual el equipo de NotiPress tuvo acceso, especialistas advirtieron que la pandemia de Covid-19 puso nuevas metas en los canales digitales, donde estas empresas pueden alcanzar su mayor potencial con mejor conocimiento del cliente.

La pandemia generó un periodo de cambios y aprendizaje con respecto a procesos de trabajo, así como una profunda crisis económica que afectó diversos sectores, especialmente a pequeñas empresas y minoristas. Entre mayo de 2019 y septiembre de 2020, un millón de empresas cerraron por la contingencia sanitaria, indicó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Según el Estudio sobre la Demografía de los Negocios realizado por el Inegi, los principales establecimientos con afectaciones son manufacturas, comercios y servicios privados no financieros.

Aspel indicó, las pymes deben contar con estrategias para optimizar sus negocios en rentabilidad, competitividad y resiliencia, con objeto de responder la crisis actual y aquellas que se presenten en el futuro. Para solventar las dificultades y fomentar una sana recuperación económica, resulta indispensable reinventar estrategias comerciales a través de tecnología, administración, planes de marketing, ventas online y automatización.

Frente a las dificultades presentadas por la nueva normalidad y políticas de distanciamiento social, especialistas de Aspel comentaron que el conocimiento de los compradores será clave en el control administrativo de pymes. Este conocimiento se orienta a entender el comportamiento y toma de decisiones por parte de los consumidores, sobre todo en medio la acelerada transición a canales digitales y comercio electrónico (e-commerce).

La tendencia de negocios online incrementó a raíz del confinamiento sanitario, y actualmente representa una de las áreas de oportunidad más fuertes, en tanto es valorada a nivel clientelar. Los clientes valoran que las plataformas y canales digitales cuenten con rapidez, experiencia personalizada, facilidades de pago, disponibilidad de productos, y seguridad durante el proceso de compra y distribución, concluyó.

Por su parte, especialistas del Índice ScotPac para PyMEs indicaron que el conocimiento del cliente es tan importante como la automatización en la cadena de suministros y planeación financiera. Asimismo, indicaron que una adecuada implementación de estos factores permitirá a las empresas emergentes responder ante la preocupación por falta de tiendas físicas y un ecosistema con alto índice de teletrabajo.

Finalmente, con respecto a la planeación financiera, especialistas de Aspel recomendaron reducir los riesgos asociados con liquidez y pérdida de capital en escenarios a mediano plazo. Por ello las pymes deben reducir gastos excesivos en control administrativo y planes de negocios, así como contar con asesoría profesional en temas de financiamiento, inversión y otros procesos contables, advirtieron.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS