¿Por qué es necesario el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia?

La brecha de género en STEM permanece como problema para las mujeres en la nueva normalidad

Según especialistas de organizaciones internacionales, el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia consiste en visibilizar la brecha de género

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas (ONU), la brecha de género en el estudio y ejercicio de ciencia y tecnología ha sido un problema central para las mujeres. Cifras de la organización indicaron, actualmente las mujeres realizan 33.3% de las labores de investigación y representan solo 12% de los puestos académicos de mayor reconocimiento global. Asimismo, en medio de la crisis sanitaria por Covid-19 y sus efectos en el mercado laboral, únicamente 22% de las personas profesionistas son mujeres. Debido a la situación de población ocupada y oferta de empleo, el problema radica en que estas áreas permanecen dominadas por hombres y no en la falta de plazas, comentaron.

Bajo esta línea la ONU y otros participantes internacionales declararon, la importancia de celebrar el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia radica en su capacidad de visibilizar este problema, impulsar el interés por niñas y mujeres para incursionar en dicha área, y generar mejores condiciones para su desempeño profesional. El medio especializado en temas académicos The Conversation publicó un artículo por el Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia donde analizó los motivos detrás de la brecha de género en el área ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas (STEM, por sus siglas en inglés). En primer lugar destacó las expectativas y roles sociales asignados durante la infancia, ya que mayoritariamente solo a los niños se les suele inculcar e impulsar el interés por temas STEM. Aunado a ello, los medios dan menor cobertura a mujeres en ciencia y tecnología, motivo por el cual muchas niñas no observan una mayor visibilidad de profesionistas ni modelos a seguir.

Adela Rodríguez Romero, investigadora química por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), comentó que las mujeres estudiosas de la ciencia se han enfrentado a grandes dificultades en su desempeño profesional. No obstante, al ser una de las pioneras del área y responsable del Programa de Doctorado de Ciencias Biomédicas comentó, el panorama se encuentra en transformación y las mujeres han incrementado su participación en áreas que anteriormente se consideraban exclusivas para hombres, tales como matemáticas, química, biología, e ingenierías.

Por su parte el Foro Económico Mundial (WEF) informó, la participación de las mujeres en STEM es clave para atender los problemas derivados de la pandemia. Desde innovación tecnológica en pequeñas comunidades afectadas por la escasez, hasta consultoría profesional sobre las acciones climáticas, las mujeres representan un frente importante de acción. Especialistas de WEF agregaron, al promover la participación y liderazgo e las mujeres en estas áreas, la brecha de género puede atenderse también por medio de mayor financiamiento. Mismo que tendría por objeto respaldar políticas de inclusión y mejores oportunidades, especialmente para niñas y mujeres en comunidades más vulnerables.