Expertos señalan urgencia de métodos simples de pago en carga de vehículos eléctricos

 19-12-2021
Ali Figueroa
   

 

Crédito foto: Pexels

Crédito foto: Pexels

 

Ceres, organización sin fines de lucro especializada en sostenibilidad, informó que diversas compañías consideran urgente mejorar el acceso y métodos de pago simples para la recarga de vehículos eléctricos. Al respecto comentó en su portal oficial, miembros de la Alianza Corporativa de Vehículos Eléctricos realizaron un llamado al gobierno estadounidense para generar protocolos federales de accesibilidad al uso de automóviles eléctricos. Este hecho cobra importancia frente al desarrollo sostenible de la movilidad, así como su participación en los planes de reducción de emisiones contaminantes y huella de carbono cero en 2050.

El mercado de fabricación de automóviles eléctricos ha tenido una participación importante en la nueva normalidad. Al término del primer semestre de 2020 la empresa Tesla reportó una ganancia neta de 331 millones de dólares (md), con un incremento de 39% frente al periodo julio-septiembre del año anterior. Sin embargo, según datos de Statista, la venta de vehículos eléctricos presentó una disminución de 4.7% en el primer año de la pandemia. Al respecto la Alianza por Electromovilidad en México informó que entre los motivos se encuentran las políticas gubernamentales, baja generación de energía, y desconfianza en el mercado.

Bajo esta línea, la alianza estadounidense destacó la necesidad del financiamiento público de estaciones de carga que acepten todos los métodos de pago, redes de conectividad e innovación en software de gestión. Con respecto al manejo de la movilidad eléctrica, Ceres felicitó la gestión del presidente Joe Biden y sus objetivos de infraestructura para el sector. En un comunicado de la Casa Blanca, la Administración Biden-Harris indicó se formará la ley bipartidista para establecer una oficina de electricidad y transporte financiada por el sector público. Misma que contará con la gestión y participación del Departamento de Energía (DOE) y Departamento de Transporte (DOE). El primer estímulo otorgado, conformado por 500 mil estaciones de carga y 2.5 mil millones de dólares (mmd), será utilizado para construir la red de carga con enfoque accesible y sostenible a lo largo del territorio estadounidense.

Asimismo los objetivos de su red de infraestructura incluyen la adopción de vehículos eléctricos por parte de consumidores privados y flotas comerciales. Ello con el objetivo de reducir emisiones y ofrecer el servicio para aquellos participantes sin estaciones de carga domésticas en sus operaciones de movilidad. De manera paralela, los participantes comerciales en comunidades más vulnerables tendrán acceso a la creación de empleos para trabajar en la red. Finalmente, una de las modificaciones más relevantes emitidas en el comunicado es la creación de empleos sindicalizados sin la posibilidad de participar en el esquema de subcontratación.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS