Optimizar el confort de restaurantes con tecnología para recuperar el sector

 28-11-2020
Álvaro Sánchez

 

   

 

Crédito foto: Unsplash

Crédito foto: Unsplash

 

Aproximadamente el 65% de los restaurantes en México está en alto riesgo de cerrar a causa del coronavirus advierte la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentado (Canirac). Esto implicaría la pérdida de cientos de miles de empleos. Gran parte de los restaurantes han tratado de sobrevivir al adecuar sus servicios a la nueva normalidad a través de menús reducidos y capacidad reducida. De igual manera, ofreciendo servicio a domicilio y el acatamiento de las normas de salubridad como uso de cubrebocas y limpieza de superficies. No obstante, diversas empresas señalan, se debe considerar optimizar el confort de restaurantes con tecnología para reducir tanto la propagación del virus como las pérdidas económicas del sector.

Entre las medidas establecidas por la Secretaria de Salud y la Secretaria de Turismo para la reapertura de los restaurantes se encuentran las siguientes. Desinfectar con una solución clorada (10 ml de cloro por cada litro) las áreas de mayor contacto antes y después de su uso como mesas y sillas, teléfonos, terminales de venta, barra de utensilios y sanitarios. Además se debe tener distancia mínima de 2 metros y buen flujo de aire. Sobre este último punto no se tienen medidas específicas y es por ello que diversas empresas y organizaciones señalan algunos métodos para mejorarlo.

La empresa Trane recomienda implementar y aumentar la ventilación del aire exterior en los restaurantes, con unidades que sobreventilen los espacios por encima de los sistemas de aire acondicionado típicos. Al utilizar este método y configurarlo al 100% de su operatividad, se evita la recirculación del aire en los comedores y las cocinas. Además proporciona un promedio de 125 a 180% aire más fresco en comparación con los diseños de restaurantes convencionales, logrando así más comodidad y seguridad a los comensales.

Por otra parte, si aumentar la ventilación no resulta factible o si se desea agregar más protección a los clientes, la Sociedad Americana de Ingenieros de Calefacción, Refrigeración y Aire Acondicionado (ASHRAE) recomienda específicamente para restaurantes agregar luz ultravioleta germicida (UVG). Esta organización trabaja con el Centro para el Control de Enfermedades de Estados Unidos y la Organización Mundial de la Salud. En un ambiente interior la ASHRAE sugiere instalar lámparas de UVG en ductos, aire acondicionado o en la parte superior del inmueble.

Se ha comprobado, la UVG es una herramienta exitosa para optimizar los entornos de los restaurantes. Sin embargo, su implementación requiere tener personal capacitado o contratar empresas de servicios de energía con experiencia. Esto, para configurar adecuadamente la cantidad, intensidad y el tipo de lámparas necesarias, ya que la UVG puede dañar ojos y piel.

Finalmente aun con todas las medidas dentro de los establecimientos, la Clínica Mayo recuerda a los usuarios las siguientes recomendaciones al acudir a los restaurantes. Principalmente usar cubrebocas cuando no se esté comiendo o bebiendo y pagar de manera digital. También se pueden elegir espacios abiertos para comer y realizar reservaciones con el fin de que el establecimiento tenga todo previsto y evitar buffets.

De acuerdo al presidente de la Canirac, Germán González, hay en México 500 mil unidades económicas dedicadas a la industria restaurantera. De estas, el 97% pertenecen a pequeñas y medianas empresas y son negocios con 10 o 20 empleados pero estos serán los más afectados. Resulta necesario tomar medidas como optimizar el confort de restaurantes con tecnología para recuperar el sector y dar oxígeno a la industria, de lo contrario se podrían perder alrededor de 2 millones 187 mil empleos tanto formales como informales.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS