La creación de un área de seguridad patrimonial, clave para la protección de empresas

 24-11-2020
Jorge Cerino

 

   

 

Crédito foto: Freepik

Crédito foto: Freepik

 

Aunque existió una disminución de delitos en los primeros meses de la cuarentena por la pandemia de coronavirus, estos volvieron a registrar un alza con la reapertura de las actividades en junio de 2020. Ante los peligros de esta alza para los negocios, Vestiga Consultores, firma especializada en servicios de manejo de riesgos, advierte que el 82% de las empresas en México no cuentan con un área de seguridad patrimonial, lo cual las vuelve vulnerables ante un aumento de los delitos en el territorio mexicano.

Según la firma, estas empresas, al carecer de un departamento dedicado a la seguridad patrimonial, relegan las responsabilidades del área a otros departamentos. No obstante, estos carecen de los conocimientos y la preparación necesaria: 34% de estas empresas lo relega al departamento de recursos humanos, 42% al de seguridad e higiene industrial y 17% a las gerencias de operaciones.

De acuerdo a Guillermo Suárez, director de gobierno de protección patrimonial de Vestiga Consultores, para salvaguardar con eficacia los activos de las compañías es imperativa la creación de un área dentro de la empresa dedicada exclusivamente a la seguridad patrimonial. Asimismo, es necesario el nombramiento de un responsable para tales funciones y al igual que la profesionalización del departamento a través de la creación de las políticas, normas, procesos y protocolos necesarios.

Un área de seguridad patrimonial, comenta el director, tiene la encomienda de llevar a cabo análisis de riesgos periódicos, tomando en consideración temas como la reputación de la compañía, de qué se va a proteger y con qué elementos se van a realizar dichas tareas. Sin embargo, las encuestas de Vestiga Consultores arrojan que un 80% de las empresas no realiza análisis de riesgos regulares, ni de activos a proteger, ni de la cantidad de elementos de seguridad intramuros requeridos. En este último aspecto, además, sólo el 13% de las compañías encuestadas aseguraron estar satisfechas con el servicio recibido de parte de sus empresas de seguridad intramuros.

"En la experiencia de Vestiga Consultores, lo que es altamente efectivo en materia de seguridad patrimonial es la definición de responsabilidades y el establecimiento claro de políticas y sanciones. La mejor forma de lograr estos objetivos es mediante la creación de áreas internas que asuman dichas funciones y la creación de una normatividad en esta materia" apuntó Guillermo Suárez en un comunicado de su empresa. También señaló la importancia de implementar mejores políticas de seguridad para proteger los activos de las empresas antes de concluir el 2020.

Cifras del Observatorio Nacional Ciudadano (ONC), una organización de la sociedad civil, respecto a la incidencia delictiva de 2020, señaló un aumento en 13 de los 16 delitos en el tercer trimestre del año, comparado con el segundo. Según el observatorio, el robo en transporte público aumentó 68.31%, la trata de personas un 67.19% y 51.48% el robo a casa habitación. La Ciudad de México, además, ocupa el primer lugar a nivel nacional de robo a negocios. Números del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública contabilizan 1,532,606 delitos a nivel nacional de enero a octubre, con 170,907 de ellos registrados durante el mes de octubre.

El director general del OCN, Francisco Rivas, atribuyó la baja de delitos durante los trimestres anteriores a las restricciones del semáforo sanitario en rojo, con la baja afluencia a los centros de trabajo, el cierre de espacios públicos, tiendas, mercados y oficinas. En consecuencia, con la reanudación de actividades en la capital del país a finales de junio, se registró también un alza en ciertos delitos de tipo patrimonial, entre los que se incluye el robo en transporte público, el robo a transeúnte, el robo a casa habitación, el robo de vehículos y el robo a negocios. Señala, por lo tanto, la reducción en las tasas delictivas como una consecuencia de las medidas de sana distancia y no de alguna estrategia de seguridad de parte de las autoridades capitalinas.

Ante los riesgos que suponen estas cifras, expertos en seguridad aconsejan la creación de un área de seguridad patrimonial. Esto con el fin de garantizar la protección de los bienes patrimoniales dentro de las empresas, debido al aumento de los índices delictivos consecuencia de los efectos económicos de la pandemia de Covid-19.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS