Estanflación: un fenómeno factible para México en medio de una recesión global

 26-07-2022
Sergio F Cara
   

 

Crédito foto: Sergio F Cara (NotiPress)

Crédito foto: Sergio F Cara (NotiPress)

 

El Banco Mundial advirtió en junio de 2022, sobre la abrupta desaceleración del crecimiento causada por la crisis sanitaria de Covid-19 y el conflicto armado entre Rusia y Ucrania desatado en febrero de 2022. En su informe de Perspectivas económicas mundiales, destaca que el crecimiento mundial del 5.7% en 2021 descienda al 2.9 en 2022, un porcentaje menor al 4.1% diagnosticado en el primer mes del año. NotiPress consultó a Serfimex Capital sobre el riesgo de México de ingresar en una estanflación en medio de una recesión global.

Borja Rodríguez López-Palacios, director de negocios de Serfimex Capital, explicó en entrevista, aunque el escenario es factible, México mantuvo un crecimiento en el primer semestre de 2022 del 1% frente el mismo periodo anterior. Desde esta perspectiva, "la teoría nos indica que para considerar que estamos en una estanflación se requiere sumar dos factores esenciales: una alta inflación y dos trimestres continuos de decrecimiento en el PIB, por lo que México aún está fuera de este escenario". Por su parte, Edmundo Montaño, director general de Drip Capital, considera lejana la posibilidad de un periodo de estanflación. El especialista lo justificó en los niveles de desempleo existentes, pues considera existen una gran variedad de oferta de empleos.

Para el especialista, las medidas que está tomando el Banco de México (Banxico) son adecuadas para combatir la inflación, como también las acciones provisionales y emergentes de control de precios en combustibles con el propósito de ayudar a reducir el impacto.

Siempre es benéfico para una economía la simplificación de trámites, el incentivar el libre mercado, seguridad jurídica y Estado de derecho, dijo López-Palacios

Impacto en la producción

Los costos y la producción siempre están en una balanza que define los hábitos de consumo de los usuarios finales. Ante esto, el incremento en los costos podría impactar al usuario final y esto es lo menos conveniente, agrega. Pero si se incentiva una competencia sana y libre de monopolios la competencia impulsa un mercado más activo en donde el costo lo absorbe el empresario con la intención de seguir siendo competitivo. Esto también detona la creatividad de nuevos y mejores servicios y productos que benefician a consumidor final. Mientras la demanda se mantenga, el incremento gradual de precios se podrá ajustar a la oferta.

"Consideramos que México cuenta con diversas acciones que fortalecen su posición contra otros mercados", sostuvo Rodríguez López-Palacios. La gestión de Banxico en las reservas, un amplio grupo de acuerdos comerciales y la cercanía al mercado de Estados Unidos. Esto constituye una economía la cual podría considerarse resiliente ante una posible estanflación.

Asimismo, al ser China el segundo socio comercial de México y bajo la política de cero Covid del país asiático, las cadenas logísticas se han visto impactadas, algo que abre posibilidades de cubrir las necesidades de consumo de Estados Unidos, añade el director de negocios de Serfimex, Esto "abre una brecha de oportunidad para cubrir las necesidades por los empresarios mexicanos en un tiempo de vacas flacas".

Las exportaciones, al alcanzar su máximo nivel, podrían "generar un mayor ingreso para las empresas pero sin detonar el consumo al interior de nuestra economía, ya que el producto final lo compran consumidores en otra nación", sostiene. Lejos de un escenario de estanflación, Rodríguez López-Palacios sugiere mantener la confianza de los inversionistas, incrementar los incentivos fiscales, la seguridad jurídica y el Estado de derecho.




DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS