Robótica colaborativa ofrece un mejor valor que el modelo mercancía a persona

 06-03-2021
Andrés Zimbrón

 

   

 

Crédito foto: Arno Senoner en Unsplash

Crédito foto: Arno Senoner en Unsplash

 

Los robots colaborativos, también conocidos como cobots, han existido desde 1996, cuando Edwad Colgate y Michael Peshkin mostraron al mundo una colaboración de trabajo entre humano y máquina. Pero en los últimos años los avances en sensores, la tecnología de automatización e irrupción de la industria 4.0, elevaron su presencia en las empresas significativamente.

Actualmente, el espacio que están dominando los cobots en las empresas está creciendo, gracias al impulso de industrias como el metal y mecanizado, alimentos o plásticos y polímeros. Andrés Morales, sales manager de MiR en Latinoamérica, explica que la automatización robótica en almacenes es capaz de optimizar la carga de trabajo en cualquier compañía. Además, la robótica colaborativa ofrece un mejor valor en comparación a otros modelos de mercancía a persona.

Cabe señalar, los cobots son capaces de realizar cualquier tipo de tareas, desde trabajos en el almacén, picking. Incluso automatizar la asignación de trabajo a través a través de recorridos autónomos para ayudar a los trabajadores a realizar más tareas en la misma cantidad de distancia. "Con la automatización de mercancía a persona, te deshaces de todas las tareas repetitivas convirtiendo a tu negocio en algo más flexible", señaló Andrés Morales.

"Basar el trabajo en robots colaborativos, puede proporcionar un beneficio de casi 80 por ciento en los sistemas de mercancías a personas al 20 por ciento del costo". Explicó Andrés Morales, quien agregó que optimizar la asignación de trabajo por medio de recorridos autónomos para ayudar a los trabajadores a realizar sus labores mejora en tiempo su producción.

Con la automatización de mercancía a persona, se pueden reducir las tareas repetitivas, ofrecen mayor seguridad para los empleados. Y al mismo tiempo, los trabajadores se pueden desempeñar en otras áreas donde exploten sus conocimientos, creatividad y liderazgo.

Otro aspecto a señalar es el costo de inversión, encima, no necesitan técnicos especializados para ser instalados en los espacios de trabajo y ponerlos en marcha. Los cobots aprovechan sistemas de gestión de almacenes a fin de combinar la selección, el reabastecimiento y otras tareas en un solo sistema. También, pueden ser reconfigurados para operar en diversos puntos de las producciones o en procesos donde antes no era posible.

Si bien, el futuro donde cobots y seres humanos trabajen de la mano, corresponde a una nueva era para empresas de múltiples industrias. Donde las empresas podrán hacer desde tareas repetitivas, hasta ensamblajes específicos y complejos con estrictas normas de calidad. Asimismo, en un periodo a corto plazo, cobots serán parte fundamental en el valor de modelo mercancía a persona.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS