Los cinco estudios que están mejorando al medio ambiente

 17-04-2020
Andrés Zimbrón

 

   

 

Como cada año, la Universidad de Stanford publicó la revista Stanford Environmental Research en su edición 2019, una publicación con lo mejor del año en áreas de investigación, innovaciones y proyectos financiados por el Instituto para el Medio Ambiente de Stanford Woods impulsando la creatividad y desarrollo de personas y startups a fin de encontrar mejores soluciones ambientales para el planetaa.

En esta ocasión, las cinco ideas impulsadas por la universidad fueron enfocadas para combatir el medio medio ambiente y una iniciativa médica. El primer proyecto tiene a intención de crear conciencia de la contaminación del aire en China. El conjunto de datos recopilados por más de 5 años tiene el poder de calcular diariamente la tasa de mortalidad por edad en las 278 regiones del país. Los responsables de esta iniciativa son; Grant Miller, especialista médico; Lynn Hildemann, ingeniero civil y ambiental y Hongbi Li, profesor del Instituto de Investigación de Política Económica de Stanford (SIEPR por sus siglas en inglés). Ellos desarrollaron el software usando machine learning basado en los datos recopilados por la misma institución a fin de encontrar soluciones a la reducción de contaminantes en China.

De la misma manera, el proyecto de aguas residuales en comunidades de difícil acceso y con recursos limitados desarrollado por la startup Craig Criddle en conjunto con William Tarpeh, ingeniero químico, y David Lobell, especialista en sistemas terrestres, encontraron una alta densidad de gases efecto invernadero (GEI) al momento de producir energía cuando se intenta deshacer de las aguas residuales, por tanto, tienen la intención de darle un tratamiento biológico-electroquímico avanzado a fin de aprovechar el proceso molecular y reutilizar los desechos en la fertilización del suelo y generar agua potable.

Asimismo, el tercer proyecto financiado por Stanford es el de frenar el cambio climático. Robert Jackson y Edward Solomon, especialista en sistemas terrestres e ingeniero químico respectivamente, tienen la intención de hacer factible el oxidar metano del aire masivamente utilizando zeolita, un material cristalino compuesto de aluminio, silicio y oxígeno capaz de desintoxicar metales, por su estructura porosa tiene la capacidad de absorber los altos niveles de metano en el ambiente.

Erik Sperling, geólogo; Fiorenza Micheli y Chris Lowe, ambos biólogos, desarrollaron el tercer proyecto innovador a fin de ayudar a las especies marinas. Los especialistas probaron un nuevo enfoque metabólico con el propósito de mapear el rango habitable aeróbico para organismos marinos. En un inicio la investigación se enfocó en el erizo de mar y abulón rojo especies de gran importancia en el ecosistema marino de California, Estados Unidos. El proyecto puede beneficiar a científicos y pescadores, a fin de objetivo de predecir la gestión, monitoreo y adaptación de cada especie.

La rama de la medicina también se vio beneficiada por la universidad. El grupo de nefrólogos y genetistas, descubrieron la causa de la enfermedad renal crónica de etiología desconocida (CKDu) la cual afecta a poco más del 25 por ciento de los adultos en el mundo. El equipo evalúa las exposiciones ambientales del agua, el suelo, el arroz a fin de encontrar los factores de riesgo en la Insuficiencia Renal Crónica (ERC por sus siglas en inglés); asimismo, a través de los estudios se puede prevenir los patógenos infecciosos que causan los problemas de salud renal.

Cabe mencionar que el programa del instituto impulsado por la Universidad de Stanford reúne diversos grupos de ingenieros, economistas, médicos, geólogos, abogados, biológicos y otros expertos para resolver problemas ambientales a través de ideas innovadoras que enfrentan desafíos socio-ambientales en todo el mundo como enfermedades tropicales, epidemias, incendios forestales y el cambio climático.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS

 

-