Contaminación y uso de transporte público aumentan riesgo de contagio de COVID-19

 06-04-2020
Miguel Robles

 

   

 

México es uno de los países que menos ha acatado las normas de la cuarentena de COVID-19 ya agravada, un informe de movilidad de Google reveló los porcentajes del uso de transporte público en diversos países: Italia disminuyó las cifras un 87%, Argentina las disminuyó un 80%, Chile un 64%, Estados Unidos, un 51% y México un 47%, pero esto se podría explicar debido a que, según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), 30 millones de mexicanos se dedican al comercio informal, por ende, no pueden dejar de trabajar y siguen transportándose.

Andrés Lajous, secretario de Movilidad de la Ciudad de México, confirmó en días recientes la reducción de aproximadamente un 50% de la movilización, también agregó los motivos por los que se dificultan las tareas de contención y prevención en los contagios de la pandemia, entre ellos el uso del transporte público -microbús, bus y metrobús- y el sistema de transporte colectivo -metro- significan el reto más grande, este sector es utilizado diariamente por muchas personas aun laborando.

Nuevos datos del INEGI arrojaron, solo durante el mes de enero de 2020, 130.7 millones de personas fueron usuarias del metro y el primer caso confirmado se dio casi un mes después, el 28 de febrero. Esto sugiere un panorama no muy alentador, ya que las medidas de prevención se comenzaron a tomar a mediados de marzo y se declaró oficialmente una emergencia sanitaria el 30 de marzo, en función de evitar un escenario catastrófico.

Por otro lado, un estudio realizado por el virólogo especialista Neeltje van Doremalem, perteneciente al Instituto Nacional de la Salud (NIH por sus siglas en ingles) en marzo de 2020 indica, el riesgo radica en que el coronavirus puede permanecer vivo por 3-4 horas suspendido en partículas de aire y de 2 a 6 días en múltiples superficies tales como el cobre, acero, cartón, plástico y madera.

De esta forma, se pueden observar las diversas complicaciones a enfrentar por la sociedad mexicana ante esta pandemia. En contexto, algunos de los especialistas más reconocidos coinciden en que la población debe de acatar las medidas implementadas por el gobierno mexicano para garantizar su salud como lavarse las manos, no tocarse la cara y específicamente no salir de casa.

El problema es la regla más importante, esta implica no salir de casa y eso es imposible para esos 30 millones de mexicanos que no pueden dejar de laborar. Ante ello, el uso de transporte público y la contaminación son un foco importante de contagios de COVID-19 para la población mexicana.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS

 

-