Estados Unidos y UE analizan sanciones para Rusia si invade Ucrania

Rusia podría sufrir sanciones internacionales de invadir Ucrania

Gran parte de las sanciones que analiza Estados Unidos y la UE son principalmente económicas, lo que podría desencadenar un colapso financiero en Rusia

Mientras continúan las tensiones entre Rusia y Ucrania, países como Estados Unidos analizan posibles sanciones para Vladimir Putin si invade Crimea, región ucraniana clave para Rusia. Desde excluir al país ruso de las instituciones financieras y grupos de poder, hasta impedir a Rusia la utilización de dólares estadounidenses.

Públicamente, Estados Unidos y sus aliados Europeos han prometido golpear financieramente a Rusia si Vladimir Putin despliega efectivos en Ucrania. Sin embargo, los líderes han dado pocos detalles al respecto con el fin de mantener un bajo perfil para evitar sorpresas del presidente ruso.

Después de las últimas negociaciones, el desenlace está lejos de estar claro y todavía la Unión Europea (UE) y Estados Unidos no definen qué tipo de sanciones impondrán a Rusia y qué consecuencias podrían tener. Algunos presidentes buscan acciones rápidas ante las tensiones, por ejemplo, sacar del sistema financiero SWIFT (Sociedad de Telecomunicaciones Financieras Interbancarias Mundiales) a Rusia.

Una medida así sería uno de los procesos financieros más difíciles que podrían tomar, aislando a Rusia y dañando su economía de inmediato y a largo plazo. Con ello, afectando la mayoría de las transacciones financieras internacionales, incluidas las ganancias internacionales de producción de petróleo y gas cuyos ingresos para Rusia representan el 40%.

Otra decisión podría ser bajo la restricción de dólares, es decir, si Putin invade Ucrania, la administración de Joe Biden podría bloquear el acceso de Rusia al dólar estadounidense. Las transacciones en dólares estadounidenses se compensan a través de la Reserva Federal o a través de instituciones financieras estadounidenses.

De tomar esta decisión, Estados Unidos podría bloquear cualquier transacción financiera realizada con dólares estadounidenses sin importar el banco y su país de origen. Anteriormente, el gobierno estadounidense ha suspendido a las instituciones financieras de la compensación en dólares por presuntamente violar las sanciones contra Irán, Sudán y otros países.

Cortar la capacidad económica a Rusia podría ser una de las alternativas más factibles a diferencia de la opción SWIFT u otra medida financiera. Múltiples empresas rusas y sobre todo los ciudadanos podrían verse afectados, incluso en transacciones rutinarias, por ejemplo, hacer nóminas o adquirir productos y servicios.

El conflicto entre Rusia y Ucrania estalló en 2014, cuando el país ruso respondió militarmente al cambio de Gobierno en Kiev. Las protestas fueron contra la decisión del entonces presidente Víktor Yanukóvich de suspender el acuerdo de asociación con la Unión Europea (UE) y reforzar en cambio los lazos con Moscú.

La situación ocasionó una indignación por una brutal represión y provocaron la caída del dirigente, por tanto, Rusia considera un interés estratégico vital en la permanencia de Ucrania. Se estima que desde 2014, el conflicto armado ha causado al menos 14 mil muertos desde su inicio y podría aumentar las cifras si continúan las fricciones entre Rusia y Ucrania.