Sector privado anticipa un estancamiento económico en 2023

 23-01-2023
Ali Figueroa
   

 

Crédito foto: Josue Díaz (NotiPress)

Crédito foto: Josue Díaz (NotiPress)

 

De acuerdo con el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF), la economía registró un crecimiento económico de 3 puntos del Producto Interno Bruto (PIB) en 2022. No obstante, el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) advirtió que las estimaciones oportunas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) tienen indicios de un nuevo estancamiento económico en 2023.

Según cifras del INEGI, en octubre de 2022 el indicador de consumo privado incrementó 0.2 por ciento, tras una estimación previa superior al punto porcentual. En la opinión del CEESP, esto se debe a la desaceleración del consumo durante el último bimestre del año, así como en el comportamiento de "rebote" en compras con tarjetas de crédito.

El sector privado informó a NotiPress que el consumo privado representa 70% del crecimiento del PIB a corto plazo. Bajo esta línea, un indicador debilitado puede dar lugar a la desaceleración económica y estancamiento con base en factores internos y externos.

Al respecto, señaló que el estancamiento en términos internos está relacionado con el panorama desfavorable de la inversión. Si bien al cierre de 2022 este indicador presentó un incremento de 5 por ciento, el índice de inversión fija se ubicó 11.7% por debajo del desempeño en julio de 2018.

Por su parte, el indicador oportuno de actividad económica del INEGI estimó una caída mensual de 0.4% en diciembre, mientras que la comparación anual cerró en 2.7 por ciento. Según el CEESP, la combinación de estos indicadores, tras un periodo elevado de consumo por eventos como el Buen Fin, indica que el crecimiento económico podría no alcanzar el 3 por ciento.

Aunado a estos factores, especialistas del sector indicaron que la desaceleración económica genera preocupación en materia de demanda agregada y reducción de remesas al país. Datos del Banco Mundial agregaron que hay riesgo de recesión global por el pronóstico de crecimiento de 1.7% en 2023, lo cual afectará con mayor intensidad a los países en desarrollo.

En consecuencia, el centro de estudios reiteró la necesidad de generar políticas adecuadas para las condiciones internacionales, especialmente orientadas a la productividad y exportaciones. Cabe mencionar que en el contexto del T-MEC, Estados Unidos y Canadá son el primer y quinto socio comercial de México, respectivamente.




DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS