Astrofísicos identifican moléculas orgánicas necesarias para la base de la vida

 16-09-2021
Fernanda Toscana

 

   

 

Crédito foto: Pexels

Crédito foto: Pexels

 

De acuerdo con investigadores de la University of Leeds, identificaron reservorios importantes de moléculas orgánicas necesarias para formar la base de la vida. Esto fue a través del análisis de huellas dactilares únicas en la luz emitida por el material que rodea a las estrellas jóvenes. Debido a esto, científicos sugieren, las condiciones químicas básicas que dieron lugar a la vida en la Tierra podrían existir más ampliamente en toda la galaxia.

Las moléculas orgánicas se identificaron en discos protoplanetarios que circundan estrellas recién formadas, dichos discos podrían ser similares a los que formaron los planetas del actual Sistema Solar. La presencia de las moléculas resulta significativa al fungir como una especie de "trampolines" entre unas más simples, basadas en carbono. Tal es el caso del monóxido de carbono, el cual se encuentra en abundancia en el espacio, rodeado de moléculas más complejas las cuales son requeridas para crear y mantener la vida.

Cabe destacar, dicho estudio planteado forma parte de una importante investigación internacional sobre la química de la formación de planetas. La exploración estuvo liderada por el doctor John Ilee, quien contó con un equipo compuesto de astrofísicos de 16 universidades alrededor del mundo.

"Estas grandes moléculas orgánicas complejas se encuentran en varios entornos en el espacio y estudios teóricos y de laboratorio han sugerido que son los ingredientes principales", comentó Ilee en un artículo. El científico también agregó, su función es construir moléculas que son componentes esenciales de la química biológica del planeta, creando azúcares, aminoácidos e incluso los componentes del ARN en las condiciones adecuadas.

Sin embargo, los investigadores detallaron, muchos de los entornos en los cuales encontraron estas complejas partículas orgánicas están bastante alejadas dónde y cuándo consideraban que se forman los planetas. No obstante, la exploración ha sido posible gracias a los avances en la capacidad del telescopio ALMA, el cual ayuda a detectar señales muy débiles de las partículas en las regiones más frías del espacio exterior.

En dicho telescopio se combina una red de más de 60 antenas para que el observatorio pueda detectar la señal de estas moléculas. Cada partícula emite luz en longitudes de onda claramente diferentes, produciendo una huella digital espectral única. Por su parte, Catherine Walsh, otra colaboradora del estudio aseguró que "ALMA nos ha permitido medir la distribución y composición del material que está construyendo planetas por primera vez". Actualmente, el equipo de investigadores se encuentra buscando tres compuestos principales; cianoacetileno, acetonitrilo y ciclopropenilideno en cinco discos protoplanetarios; los cuales oscilan entre 300 y 500 años luz de la Tierra.

DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS