Científicos crean dedo robótico con tejido parecido a la piel capaz de regenerarse

 12-06-2022
Andrés Zimbrón
   

 

Crédito foto: ThisisEngineering RAEng vía Unsplash

Crédito foto: ThisisEngineering RAEng vía Unsplash

 

Investigadores de la Universidad de Tokio, Japón idearon la manera de crear un dedo robótico cubierto con tejido vivo. A través de conocimientos de robótica y cultivo de tejidos, desarrollaron la manera de integrar células vivas de la piel a materiales orgánicos para crear la forma y resistencia ideales.

De acuerdo con el documento publicado en el sitio web Cell, la piel del dedo robótico es suave e incluso puede curarse a sí misma. Además, puede ser útil en aplicaciones que requieren un tacto suave, mientras sea resistente y pueda ejercer fuerza al mismo tiempo.

Shoji Takeuchi, profesor y pionero en el campo de la robótica biohíbrida, informó a medios que la intersección de la robótica y la bioingeniería pueden trabajar de la mano. "Hemos creado un dedo robótico que funciona y se articula de manera similar al de un ser humano y está cubierto por una especia de piel artificial", subrayó.

El también autor del estudio reveló el procedimiento para lograr un alto nivel de sensibilidad cuyo origen se basó en una matriz de piel tridimensional compleja. Posteriormente, se cultiva in situ en el propio dedo robótico y en un tercer nivel se corta y adhiere al dispositivo. "Nuestro método de fabricación proporciona una cobertura más completa y también está más fuertemente anclado, todo mientras es capaz de regenerar su propio tejido", detalló Takeuchi.

Basados en la investigación, el especialista argumentó que los modelos en tres dimensiones de la piel se han utilizado durante algún tiempo para la investigación, pruebas cosméticas y medicamentos. Sin embargo, es la primera vez que se utilizan estos materiales en un robot en funcionamiento, específicamente el tejido sintético hecho de colágeno ligero llamado hidrogel.

Este compuesto cultiva varios tipos de células vivas de la piel llamadas fibroblastos y queratinocitos en el mismo robot, el aspecto más desafiante para el grupo de científicos. El autor del estudio agregó que tienen como objetivo agregar más tipos de células en futuras interacciones.

Ahora, el grupo de científicos de la Universidad de Tokio tiene el objetivo a largo plazo de investigar en el campo de cosméticos, productos farmacéuticos y medicina regenerativa. Tras la creación del dedo robotico con piel, esperan encontrar inversionistas para llevar al mercado su tecnología y reducir costos en áreas que consideran una necesidad básica para la humanidad.




DESCARGA LA NOTA  SÍGUENOS EN GOOGLE NEWS