Renewlogy, tranformando la basura en combustible

 11-10-2019
B Amigon

 

   

 

La aprehensión por encontrar nuevas y mejores formas de tecnología limpia que reemplacen a las tecnologías usadas hoy, así como aminorar la basura y los gases de efecto invernadero, es una característica del siglo XXI. Renewlogy es una empresa que va directo al problema al convertir la basura en combustible, limpiar los océanos y ríos, y al crear plásticos de cero desperdicio.

Renewlogy empezó como un proyecto de clase en la Universidad Tecnológica de Massachusetts (MIT) de Priyanka Bakaya, fundadora y actual CEO de la empresa. Así, lo que empezó como un proyecto en 2011, actualmente es una empresa con apoyo de compañías de gestión de residuos en Estados Unidos y Canadá, además de limpiar la basura de ríos y océanos.

En un principio, la tecnología desarrollada por Bakaya y Benjamin Coates, cofundador y actual director de tecnología en la compañía, permitía ahorrar energía al no necesitar de recalentar el sistema continuo.

Ahora, los plásticos son triturados, luego sometidos a un proceso reformador químico, donde un catalizador degrada las cadenas de carbono que lo forman, del 15 al 20% de las cadenas son convertidas a gas hidrocarbonado, utilizado para calentar el sistema; otro 5% de las cadenas de vuelve carbón, y el 75% restante se convierte en combustible de alto valor.

Uno de los principales proyectos actuales es la limpieza de ríos y mares con el fin de utilizar la basura recolectada para crear combustible que la propia población utilice. Este proyecto se llama Renewlogy Oceans (renovar los océanos)

"El objetivo es llevar esto a otros ríos importante contaminados donde podamos tener el máximo impacto", declaró Bakaya a medios, "comenzamos con el Ganges, pero queremos ir a otras regiones, especialmente alrededor de Asia, y encontrar economías circulares que puedan apoyar a largo plazo para que las personas locales puedan obtener valor de estos plásticos".

Como proyecto, Renewlogy Oceans surgió de observar el ciclo de vida del plástico y sus horribles consecuencias:la producción de plásticos y monomeros, la fabricación y el diseño, el consumo de plástico, la recolección y limpieza, el reciclaje, y por último, la contaminación ambiental y de los océanos.

A cada paso del ciclo podrían hacerse críticas, como el rediseño del plástico para volverlo reciclable o mejorar las condiciones para que más personas tengan acceso al reciclaje; sin embargo, la contaminación de los cuerpos de agua es de los más preocupante: en 2050 se predice habrá más plástico que peces.

De ahí que la empresa creará la primera máquina capaz de reciclar hasta una tonelada al día de basura y se decidió utilizarla para limpiar el río Ganges, un medio de transporte, de energía e irrigación desde India hasta Bangladesh.

Se espera que el proyecto se produzca a escala para beneficiar a más localidades con el apoyo de Renew Oceans y la Alliance to End Plastic Waste. Por ahora, la empresa sigue dando apoyo con su tecnología a las compañías que lo requieran.